31 de octubre de 2016

Cinema Paradiso


Los cines de barrio han ido desapareciendo de las ciudades... Esa ausencia, avivada por la proliferación de grandes salas en centros comerciales y de ocio, supone el abandono de pequeños rituales asociados a asistir a una proyección en una sala de cine: ir a pie y acompañado a un acto social, encontrar una cola frente a la taquilla antes de comprar las entradas de un filme de estreno largamente esperado, tomar asiento, esperar a que las luces se apaguen y disfrutar de la proyección sin otro incentivo que contemplar la gran pantalla...










































































Reportaje realizado por:
-- Pablo Rodriguez S. --
Fotografías © Olvidado y decadente
Todos los derechos reservados


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Todo comentario en el que se pida la localización del lugar NO será publicado.